Foto cortesía de AFP

El pasado te persigue. Sobre todo si has cometido errores. Entonces te juzga en el presente para oscurecer tu futuro. Así ha caído condenado el Valencia en Turín ante la Juventus.

Los de Marcelino son ya historia de la Champions en una sentencia que comenzó cuando los che no pudieron ganar en Berna al Young Boys. Eso puso cuesta arriba un pase que hoy ha estado a punto de dejar para la última jornada. El 1-0 de Mandzukic no fue guillotina definitiva hasta que Fellaini no hizo en el 90′ el gol del triunfo del United contra, precisamente, a los suizos. Combinación de cábalas que deja al Valencia en la calle. No jugarán los octavos. El siguiente reto para los de Marcelino será la Europa League. 

Visto lo visto hoy, quizá sea un reto para crecerse. Para soñar. Para remontar el vuelo rumbo a cotas mayores. Porque esta noche el Valencia se alejó precisamente de aquel fantasma que le persiguió en el arranque del torneo. Aquella escuadra famélica de carácter emergió hoy rotunda en defensa. Con un plan que apenas dejó grietas frente a un candidatísimo a ser campeón de Europa. Ni Cristiano vio opción para abrir brecha en la primera parte. Neto evitó lo poco que rondó su meta. Porque el único paradón lo dejó Szczesny. Se lo hizo a Kondogbia en el 45′. Fue el primer tiro a puerta español. Un gol ahogado en manos polacas.

Habría sido un subidón para una segunda parte que comenzó simétrica a la primera. La Juve la tocaba. Atacaba. Pero se chocaba. Solvencia defensiva que desgarró Cristiano Ronaldo con dos amagos y un cambio de ritmo. A la ecuación el luso sumó un pase al segundo palo y ahí emergió la solución del problema: Mandzukic solo tuvo que empujarla. El resto fue un alarido del gol que el Valencia no supo callar más que con trampas. Dos minutos después Diakhabi marcó. Pero con la mano. Collum (árbitro escocés soberbio esta noche) lo vio y lo anuló. Ahí ingresó la esperanza del Valencia en la UVI hasta que Fellaini desconectó la máquina de su fe. Los che ya están muertos en Champions, pero toca la resurrección de la Europa League y la de una Liga donde la buena imagen de Turín puede ser motor para cotas mayores. Derrota con esperanza hoy en el Juventus Stadium.

Deja un comentario